Ensayo (7) ¿Musical? (2)

Nos encontramos aquí de nuevo, enfrentándonos, tratando de sacar las ideas que mejor puedan expresar qué es lo que queremos decir o externar; sabemos que queremos decir algo ¿pero sí estamos convencidos de él? Estoy convencido de estar diciendo esto. Recordar que al poner en el título “musical” estoy hablando de otro ritmo o tren de pensamiento, uno que se puede expresar en voz alta, que podemos imaginar en escena, con una rapidez de lectura y también de escritura que da para inconsistencias, para expresiones extrañas, ¿pero qué no esas las aceptamos con la música (¿y también sus entrañas?)?)

Abro mi proceso, mi flujo de dudas, sé que me interesa la mente y la forma en la que surgimos. Y es que hay de dos sopas, una de ellas la naturaleza mecánica que da origen que emerge, complejidad que emerge. Como bien hemos dicho pero probablemente no hemos mencionado (en estos textos (ya empezamos con los paréntesis)), aceptar esa sopa implica aceptar que ese comportamiento que surge también surgiría en cualquier otro sustrato con condiciones equivalentes.

Digamos que un millón de neuronas por segundo (entre paréntesis seguro son más) dan paso a diez pensamientos por segundo; un millón de neuronas por segundo nos parece rápido pero justo porque pensamos más lento. Un sistema mecánico y equivalente (con mecánico hablamos también de computacional (o de hecho de computacional)) tal vez correría más lento, digamos una neurona por segundo lo que requeriría un millón de segundos (una nueva unidad de tiempo) para dar paso a diez pensamientos.

Nos parece lento, nos parece inconceible, ¿cómo es que alguien podría pensar a un ritmo tan reservado? La única forma de pensar es la forma en la que pensamos; este es el ritmo del pensamiento, el tiempo que percibimos, sin importar que el universo vaya mucho más lento a gran escala, o mucho más rápido a menor escala.

Pero si aceptamos que surgimos de nuestro sustrato mecánico entonces también en ese otro surgiríamos (o alguien equivalente, pues), alguien que sentiría ese millón de segundos como solo el tiempo para tener diez pensamientos. ¿Y cómo es que pensamos tan rápido, pensaría? Inconcebible para dicho equivalente el imaginar nuestra velocidad.

¿Y qué pasa si el proceso mecánico lo hacemos a mano y con piedras (pero sin dejar de ser computacional)? Mucho más lento, tal vez un día para simular una neurona, más de una vida para simular el millón. Y entonces, aunque no lo creamos, no queramos creer o no podamos creer (¿es que tampoco nos alcanza la mente?), en todo ese tiempo también, solo diez pensamientos.

“¿Cómo es que pueden ir tan lentos si la nuestra es la velocidad normal del pensamiento?”

“Necesariamente esta es la única forma de pensar, porque esta es la forma que conocemos”.

¿Qué pasa entonces, si la simulación se acelera, y en vez de necesitar un segundo requiere una millonésima? Diez millones de pensamientos por segundo. Nos parece inconcebible (pues sí, solo la nuestra es la velocidad normal del pensamiento), de pronto no le entenderíamos por lo rápido que va. y en sus rápidos pensamientos nos vería, y tal vez tampoco podría entender, cómo es que pensamos tan lento, si la suya es la velocidad normal del pensamiento.

Naturaleza mecánica (suena a coro de canción, pero no tendremos coro porque vamos con el ¿Flow?) de la mente, si no la aceptamos, ¿qué otra opción nos queda? ¿Dualismo, rompiendo todo lo que entendemos del universo, de las leyes físicas, de las causas y efectos, incluso de la energía pero eso ya estaba incluído en lo primero? ¿Dónde se conecta, y cómo le hace para conectarse, dicha alma con el cuerpo?

“Somos una ilusión” podríamos corear, “somos una ilusión” podríamos corear

O las cinco palabras repetidas, podríamos corear

Somos mente y por tanto somos cuerpo, no podríamos volar de nuestro sustrato y plantarnos en otro no similar. “Ingresar” a ese otro sustrato sería ser esa persona, ni siquiera “convertirse” en esa persona porque no hay nada que sacar de aquí y llevar para allá. Pero claro, que quede claro, construyendo un modelo también mecánico, y necesariamente equivalente, sí podríamos volar a ese sustrato, o más bien ahí apareceríamos. Somos mente y por tanto somos cuerpo, aunque ese cuerpo sea simulado, o aunque ese cuerpo sea una abstracción isomórfica, equivalente.

“Somos una ilusión” podríamos corear.

O las cinco palabras repetidas, podríamos corear.

O las dos líneas anteriores, podríamos corear.

Y sí, si así nos seguimos, todo esto podríamos corear (¿cómo demostrar que la secuencia es infinita e irrepetible? Aunque se repite no podemos constatar que lo seguirá haciendo)

Implicaciones bonitas de la ilusión es que realmente estamos conectados, nos estimulamos entre todos y nos empalmamos. Hay una predominancia del yo en mi cerebro pero ese yo está en ti que me lees y en ese ti que me escuchas (o en ese ti que me lees y escuchas si es que se da ese caso). Y tú también formas parte de las estructuras de mi cerebro, seas real, seas inventado.

¿Al final todos somos inventados? No solo mutuamente, sino también hacia uno mismo, una misma, uno misma, una mismo. Todo un loop de sobrevivencia o para sobrevivencia, diría Hosftadter.

Habrá que seguir leyendo y seguir la reflexión, que seguro más escritos (inserto este paréntesis para romper la rima) vendrán en ocasión. Recordemos que hay incertidumbre y este no es un texto científico, no es un acto científico, “no sé, no soy científico” (entre comillas lo anterior (entre paréntesis lo anterior (entre paréntesis lo anterior también)))

Se vuelve complicado romper el ritmo, y de qué hablar, ¿remixear las conversaciones y expresar en un texto? Es necesario que encuentre maneras diversas de caer en rima si es que deseo eso, porque como que siempre la naturaleza lleva (entre paréntesis la ley del menor esfuerzo (o la ley de usar las inferencias para aprovechar la energía)) a caer en las rimas fáciles dadas por la regularidad de los verbos. Y si no deseo caer en rimas también se complica, más si viene con la voz, más si estamos adecuados a un ritmo, más que la cadencia es necesaria al hablar… Es como bailar musicalmente a destiempo.

← Entrada anterior

Entrada siguiente →

1 Comentario

  1. “Somos una ilusión” podríamos corear.

    O las cinco palabras repetidas, podríamos corear.

    O las dos líneas anteriores, podríamos corear.

    —- love!

    ¿y no buscas bailar musicalmente a destiempo?

Deja un comentario