Haz click aquí para ver el texto de Mel, y aquí para ver el texto de Sejo.


Estrenón
Mel

Específicamente esta semana trabajé solo en Moreni. Más difícil de lo que pensé. De haber sabido lo que le iba a sufrir para lograr hacerlo, tal vez no hubiera hecho la propuesta. Pero ahora confié en lo que sabía y en lo que aprendí en verano con el curso de Sejo en youtube. Pero no era tan directo y se puso a prueba todo lo que había “aprendido”. Logré varias cosas sola, pero hubo otro par que sin la asesoría de Sejo no hubiera podido, puesto que ni lo encontraba en algún otro tutorial. Estaba en la necesedad orgullosa de poder hacerlo sola, y aunque no me dio las respuestas directamente, no se sintió igual, pero bueno… fue mi ¡primera instalación! :D

Ya les hemos contado de qué va Moreni, por lo que ahora les contaré un poco de cómo me fue en el Festival. Primero me costó mucho trabajo encontrar un set up que me agradara y fuera práctico para la logística de la instalación. Quería usar una pantalla pero pensamos que sería complicado transportarla, así que iba a usar un proyector pero todas las paredes eran negras y colgar algo blanco estaba medio complicado. Lo instalamos pero no se alcanzaban a notar bien los colores, y en este caso era muy importante esa distinción del color… De suerte en la bodega del lugar encontramos una pantalla olvidada y fue la que usé y quedó mucho mejor. En general a la gente le gustó, varias personas lo entendieron muy bien, otras no entendían para qué les servirían esos valores de colores, otras pensaban que era para la “correción de color” (?). Cuando iban en grupos, a veces se distraían y no apreciaban bien qué color es el que les salía, además de querer poder compararlo en ese momento y al mismo tiempo con las demás personas con las que venían -buena anotación para la siguiente ocasión-. También me tocó que llegara alguien de Puerto Rico y ambos nos preguntamos de nuestras familias con los sucesos naturales recientes… ambes sensibles pero bonita la interacción.

Me sorprendió que hubo más gente blanca de la que yo esperaba, y que les interesaba mi instalación. Entonces lo del nombre “moreni” me hacía sentir rara, no sé… pero no dijeron nada. Supongo entendían el punto. Y súper cool que aún así quisieran su color -de nuevo ¡ese es el objetivo!-. Unas cuantas personas como de nuestra generación (obvio(?)) apreció mi decisión del nombre de que fuera sin género y “plural”. Un señor de Ecuador súper interesado y me dijo que le pasaría mi contacto a una chava en su país que trabaja en una asociación de programación para niñas que para que diera una plática… “¡Sí! claro, perfecto, ¡me encantaría!” contesté, aunque dentro de mi, que apenas comienzo a programar, pensé ¡¿qué diablos voy a decir o enseñarles?! jeje. A ver si sí surge algo. Ojalá sí.

Otra experiencia que casi me parte el corazón es que con un hombre afroamericano no estaba funcionando el programa. No lo reconocía. Sentí horrible cuando el mismo dijo que seguro era por su piel obscura (lo escribo y lo sigo sintiendo :/ ). Le intenté decir que no, que justo la instalación es más para personas como él. Traía una playera con un buda y el programa empezó a identificar primero al dibujo de esa cara, en lugar de la suya… Traía lentes, pero de inicio no le dije nada porque habían pasado varias personas con lentes y hasta yo desde su desarrollo así lo probaba. En fin, le pedí que se los quitara después de unos instantes incómodos, subiendo el nivel de la iluminación, así ya funcionó… Y mi alma descansó un poco. Tuve otra plática interesante del tema con él. En una ocasión que dejé la instalación para ir al baño y despejarme poco, coincidió que me fue a buscar. Me enteré cuando regresé. Otra carita :( triste. Espero que por lo que haya regresado, algún día cercano me llegue algún correo de él. Fue una pequeña lección, tanto de ver la relevancia que puede tener mi proyecto, como de en la práctica mejor pedirles a todas las personas que se quiten sus lentes y que tapen sus playeras si tienen algo que pueda representar alguna cara je.

Surgieron otras 2 o 3 cosas que agregar o mejorar, pero que no las ves hasta que lo pruebas con público. Probarlo es mi parte favorita de las instalaciones. Observar cómo reaccionan, cómo lo interpretan, cómo lo viven, como a veces empiezan súper tímidas las personas y después te hacen mil preguntas y traen a sus amigues. O hasta los que te ven con cara de loca y “no gracias, no quiero” jajaja. ¡Lo amo!

¿Áreas de mejora? Sí hubieron. El evento padre. Había de todo: música, book fair, conferencias, cortometrajes, etc… Solo que en el espacio donde estábamos no estaba bien señalizado y pienso que no llegó tanta gente como pudo ser. Otro compañero y yo nos las arreglamos para hacer una señalización improvisada, no sabemos si ayudó; pero bueno estábamos con la actitud para aprovechar el espacio y la oportunidad de estar ahí. Mandé a imprimir 100 estampas, y me sobraron 20. Así que pienso que el flujo y alcance de las personas estuvo decente. ¡Ah! y al ser mi estrenón algo tenía qué pasar… y ya en el pleno show no habilité la línea del código que guarda las screenshots. La tenía deshabilitado en el montaje durante el “chequéo” de que todo estuviera bien. Quería guardar todos los resultados para analizaros, hacer un mural con las fotos o varias opciones que tenía pensadas…. pero pues “se me chispoteó” y no se guardó nada jojo. Lo positivo de eso es que también se me había pasado pedirle permiso a las personas para usar su foto, entonces fue justicia divina jeje… Pero contenta y con ganas de hacerle las mejoras y moverlo! ;)

  

 

¿Y en dónde es esto posible? … En Nueva York ¡dónde más!


Sejo

Ver Semana 61